En privado

Casi 2.000 personas disfrutaron del exitoso paso de ecuador de Arquitectura, DADE y Medicina

IRENE LOZANO Y RAQUEL MARTÍNEZ

Chicas de DADE en la cena

El paso de ecuador, una de las fechas más esperadas por los universitarios, celebra que los estudiantes ya han completado la mitad de su carrera. El pasado viernes fue el turno de los grados de mayor duración, Arquitectura, Derecho y Administración de Empresas (DADE) y Medicina, que escogieron el Espacio Ebro para su fiesta. Una cena exquisita, un servicio atento y suficiente espacio en las salas de baile hicieron que la noche fuera todo un éxito para recordar.

Buena compañía, música decente y buen ambiente”, así describe Jessica Buil, estudiante de tercero de Arquitectura, su paso de ecuador. Era la primera vez que las carreras de DADE, Medicina y Arquitectura se juntaban para organizar este famoso evento en el ámbito universitario. Una de las organizadoras de esta última, Elvira Navarro, declaraba: “Lo cogí con ganas, es una noche importante para todo el mundo y quieres que todo salga bien. Pero he de reconocer que también con un poco de respeto. Al nunca haberse juntado antes estas tres carreras, había muchas cosas que decidir y que acordar”.

El primer punto en el que tenían que ponerse de acuerdo era el lugar, las opciones eran dos: Sella o Espacio Ebro, puesto que Torreluna quedaba descartado tras el fracaso que fue el paso de ecuador de Medicina el año pasado. Guillermo Corral, estudiante y organizador de Arquitectura, explica: “nos convenció rápido la oferta de Espacio Ebro por su buena organización, servicio y eficacia. Siempre tiene un mejor servicio a la hora de atender y servir bebidas, además de ser un espacio atractivo para hacer grandes cenas y fiestas”.

En la cena alumnos de arquitectura

Una vez decidido el lugar, uno de los grandes problemas a resolver fue la fecha, ya que cada carrera tenía la costumbre de hacer la fiesta en un mes distinto. Finalmente, los tres grados se pusieron de acuerdo para celebrar el paso el 30 de noviembre. Aunque, debido a que Medicina ya tenía reservado un salón para su cena, Arquitectura y DADE cenaron en un pabellón aparte. En general, el servicio y la comida fueron excelentes: “Los platos eran elegantes y los camareros pasaban por si alguien quería repetir. Estuvimos bien atendidos”, afirma Elvira. “La cena estaba muy buena y nadie se quedó con hambre, había mucha cantidad. Además sirvieron muy rápido”, explica Ana Isabel Posa, estudiante de tercero de Medicina. Eso sí, el precio era de 71 euros, por lo que hubo algunos universitarios que prefirieron pagar solo la entrada del baile (36 euros) y cenar en otro sitio: “Me parecía una exageración, así que me fui a cenar por ahí con otros de mi clase”, explica Leire Samaniego, estudiante de tercero de Medicina.

El frío fue el único y principal motivo de quejas. Patricia Manzano, estudiante de Arquitectura, explicaba que hubiera agradecido esperar en un espacio cerrado a que estuviera lista la zona de baile, ya que se quedaron “helados” al pasar del pabellón de la cena al del baile. Por su parte, Marta Gasca, estudiante de Enfermería, se queja del frío que pasó en la fila para entrar a la recepción así como de que el guardarropa estuviera al aire libre.

Grado de Arquitectura

A pesar de ser tan solo tres carreras, la afluencia fue mayor de la esperada: “Nos llevamos una sorpresa porque nuestras expectativas no llegaban ni mucho menos a alcanzar las 2.000 entradas vendidas para la fiesta”, declara Guillermo Corral. Sin embargo, esto no supuso aglomeraciones, agobios o filas interminables: “estaba todo muy controlado por los vigilantes de seguridad para que no hubiera ningún problema. No sentí sensación de agobio en ningún momento”, explica Elsa Mallor, estudiante de Fisioterapia. Patricia Manzano cuenta que incluso la zona de los baños estaba controlada para evitar aglomeraciones. Como resume Jessica Buil, “se estaba relativamente “ancho””.

“Como era de esperar, la noche fue para recordar. Hacía mucho que no estábamos todos los de clase juntos, y se notaba que lo agradecíamos. Muy buen rollo y muchas, muchas ganas de pasarlo bien”,todo salió a pedir de boca, una gran noche”, “no me arrepiento de haber decidido ir a última hora”, son algunas de las declaraciones de Elvira, Marta y Leire que resumen el paso de ecuador de Medicina, Arquitectura y DADE. Habrá que esperar hasta febrero para ver qué acogida tienen los pasos de ecuador del resto de grados.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s